Drogas blandas y fiestas escandalo mayor incidencia en justicia cívica

Gilberto Loya Chávez, titular de seguridad pública, informó que los delitos relacionados con consumo de drogas blandas y fiestas escandalosas son más recurrentes problemas que se llevan ante un juez de justicia cívica.

“El caso más recurrente sigue siendo escandalizar en la vía pública, pero en el caso de derivar personas para atención en otras organizaciones se encuentran detenciones que hacen los oficiales por su relación con el consumo de drogas blandas como es el alcohol y terapia cognitiva conductual que se relaciona con violencia intrafamiliar”, dijo.

Fue el 19de octubre de 2019 cuando se aprobó el nuevo reglamento de justicia cívica, luego, el 20 de octubre de 2020, cuando la entonces alcaldesa Maru Campos inauguró las las nuevas salas del sistema de Justicia Cívica en la Comandancia Sur de la Dirección de Seguridad Pública Municipal, buscando el fortalecimiento de la seguridad pública y la prevención de la violencia a nivel local, modelo que fue implementado con apoyo del Fideicomiso para la Competitividad y Seguridad, FICOSEC, y la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional, USAID.

Este nuevo modelo previene el escalamiento de la violencia, disminuye la reincidencia en faltas administrativas, soluciona de manera ágil, transparente y eficiente los conflictos comunitarios, mejora la convivencia ciudadana, promueve la cultura de la legalidad y mejora la percepción del orden público, así como de la seguridad, otorgando a través de las salas de mediación atención por medio de mecanismos alternativos de soluciones de controversias.

Asimismo, se puede ofrecer la opción para que todo ciudadano pueda conmutar el arresto o multa, por atención psicológica en terapias, atención a las adicciones en general, control de la ira, abarcando adolescentes y adultos.

Comentarios