Regresa la calma al Congreso de EU de la mano del toque de queda

La Crónica de hoy

Lo último en estados unidos, menos caos, pero muchas dudas.

La noche comienza a caer en Washington y la calma viene de la mano del toque de queda. Una jugada republicana pretendidamente de ajedrez, impugnar legalmente la victoria de Biden (sin ninguna esperanza de ganar, pero que los posicionaría dentro de su partido), se ha topado con la literalidad con la que los más obtusos de los seguidores de Trump se toman el “fraude, fraude” que promulga el empresario populista que fue capaz de llegar a la presidencia de la nación más poderosa del mundo.

Las escenas en la capital estadunidense siguen siendo increíbles. Los politólogos han dicho una y otra vez que el sistema democrático estadunidense se mostró capaz de digerir a alguien como Donald Trump y después seguir su camino por la institucionalidad. Pero el menos las imágenes ya son parte de la historia del vecino del norte.

Lo que se preguntan ahora muchos analistas es si la calma en las calles, el lento regreso que se pretende de los trumpistas radicales a casa irá seguido de cordura en el partido que lo postuló: ¿Los republicanos abandonarán ahora al empresario?

Comentarios