Continuarán reuniones con gobernadores que salieron de la Conago: Sánchez Cordero

EXCELSIOR

 La secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, aseguró que seguirá reuniéndose con los gobernadores que formaron la Alianza Federalista, al salir de la Conago y mantendrá una relación respetuosa con todos ellos.

“Con cada uno de los gobernadores que libremente decidieron salir de esa asociación civil, también me reuniré cada que sea necesario para la buena marcha de los asuntos de sus respectivos estados y para los asuntos de mutua responsabilidad”, expresó.

Al iniciar su participación en la comparecencia por la glosa del segundo informe de gobierno ante las Comisiones Unidas de Gobernación y de Asuntos MigratoriosOlga Sánchez Cordero abordó en su discurso que ha mantenido una relación respetuosa y de colaboración productiva con todos los gobernadores integrantes de la Conago y expresó la relación institucional que también ofrece a los gobernadores inconformes.

Destacó que desde el inicio de la emergencia y hasta la semana pasada ha tenido reuniones semanales y quincenales, con todos los ejecutivos de las entidades federativas.

Aseguró que la Conago al no estar plasmada en la Constitución es una asociación civil de los gobernadores creadas para tener un diálogo con el PAN cuando estuvo en el poder y están en su derecho los gobernadores de salirse si lo desean.

Afirmó que está al alcance de una llamada telefónica con todos los gobernadores y gobernadora y jefa de gobierno de la CDMX, para temas de sus entidades.

La encargada de la política interna del país afirmó que la crítica al gobierno se ejerce sin limitación alguna.

Afirmó que gobierno respeta de manera irrestricta la libertad de expresión, en todos los medios de comunicación, en las redes sociales, en las manifestaciones y concentraciones de ciudadanos que hacen uso de sus derechos.

RECONOCE VIOLENCIA DE GÉNERO EN PANDEMIA

Olga Sánchez Cordero reconoció un aumento muertes violentas de mujeres (feminicidios y homicidios dolosos) en los meses de la pandemia.

Comentarios