Carlos y William orquestaron un complot en contra de Harry, apunta experto

Miriam Jiménez
Quién

Un libro ‘Prince Andrew: Epstein and the Palace’ deja al descubierto supuesto complot que orquestaron el príncipe Carlos y el príncipe William para quitar al incómodo Harry.

Casi tres meses después de la salida oficial del príncipe Harry y Meghan Markle de la familia real, siguen saliendo a la luz detalles sobre cómo se gestó su separación. El libro Prince Andrew: Epstein and the Palace, lanzado este lunes, revela un supuesto complot orquestado por el príncipe Carlos y el príncipe William para acallar al duque de Sussex.

Pero, ¿qué tiene que ver Andrés? En noviembre de 2019, el duque de York dio una entrevista para hablar sobre su relación de amistad con el fallecido empresario Jeffrey Epstein, acusado de explotación sexual a menores de edad; poco después, el príncipe anunció su retiro de los compromisos de la Casa real y la vida pública.

Nigel Cawthorne, experto en realeza y autor de los libros Call Me Diana: The Princess of Wales on Herself y I Know I am Rude, But It is Fun: The Royals and the Rest of Us as Seen By Prince Philip aseguró al diario británico MailOnline que los equipos de trabajo de Carlos y William aprovecharon el escándalo para hacer una “limpia”; cierto o no, tanto Andrés como Harry terminaron fuera del primer círculo de la familia real en pocos meses.

“La facción de Carlos-William en el palacio está en ascenso aparentemente imparable… Los dos herederos vieron que miembros ‘no manejables’ de la monarquía debían ser cortados, comenzando con Andrés, de mentalidad independiente, y Harry”.

“El detonante fue la entrevista de Andrés a BBC Newsningth. La facción de Carlos en el palacio vio claramente que se había abierto la oportunidad de eliminar no solo a Andrés, sino también a Harry de los compromisos reales… Los primeros rumores de que Harry iba a renunciar a la familia real comenzaron a circular alrededor del día de la entrevista, incluso antes de la reacción violenta a la actuación del príncipe Andrés”.

Aunque Meghan Markle y el príncipe Harry anunciaron su deseo por separarse de la realeza en enero de este año, Cawthorne asegura que la royal couple llevaba mucho tiempo planeando su mudanza a Norteamérica para iniciar una vida independiente.

“Harry y Meghan habían estado hablando en secreto sobre abandonar el Reino Unido durante meses, pero la oportuna coincidencia el día de la entrevista eliminaría a dos problemas mayores de la familia en un solo movimiento”.

“El retiro de Harry es irrevocable y no está claro cuándo el príncipe Andrés regresará de su año sabático. En la historia moderna del palacio de Buckingham ha sido probablemente uno de los golpes silenciosos más impresionantes”.

El autor también dio a conocer que la caída de Andrés era algo que se planeaba desde hace tiempo, pero en todas las ocasiones fue postergada por su condición de hijo favorito de la reina Isabel II.

Comentarios