Chihuahua: Fiscal niega que muerte de líder indígena sea por activismo

Jesús Estrada y Rubén Villalpando
La Jornada

La Fiscalía de Chihuahua descartó que la muerte del líder indígena Antonio Montes Enríquez haya sido producto de un asesinato por razón de su activismo, pues testigos confirmaron que la víctima tuvo una riña con un “amigo” y éste lo golpeó en la cabeza con una piedra, en un acto que no tiene relación con la disputa para acceder al Fideicomiso Bosques de San Elías Repechique.

Jesús Manuel Carrasco Chacón, fiscal en la zona occidente de Chihuahua, aseguró que el homicidio ocurrió mientras él y sus compañeros ingerían bebidas alcohólicas.

Descartó también como causa de su asesinato la disputa legal que mestizos e indígenas iniciaron para acceder al dinero de un fideicomiso por la construcción del aeropuerto Barrancas del Cobre en la localidad de Creel, municipio de Bocoyna.

Informó que el 6 de junio, Antonio Montes y su agresor, identificado como César P. G., en compañía de al menos cuatro personas, bebieron alcohol en Creel y aproximadamente a las seis de la tarde decidieron regresar a la comunidad El Manzano.

En el trayecto hicieron una parada y la hermana de César P. G. le quitó las llaves de la camioneta porque estaba ebrio y conducía de forma inconveniente, esto provocó un pleito entre los hermanos en el cual intervino Antonio Montes, y fue agredido por César P. G., quien lo golpeó con una piedra en la cabeza provocándole la muerte.

El presunto homicida tiene 27 años y es cercano a Antonio Montes, de 43; fue identificado por las otras personas que participaron en la pelea.

El resultado de la necropsia estableció que la causa de la muerte fue traumatismo craneoencefálico severo, y ya existe orden de aprehensión contra el agresor.

Comentarios