Astrónomo mexicano descubre planeta rocoso en el centro de la Vía Láctea

Es el cuerpo celeste hallado más lejano.

Científicos de la Universidad de Nueva Zelanda de Canterbury liderados por el astrónomo mexicano Antonio Herrera Martín publicaron en The Astronomical Journal el hallazgo de un nuevo planeta que se encuentra a 24,722,65 años luz de distancia del nuestro, lo que le convierte en uno de los exoplanetas más distantes descubiertos hasta ahora y que se encuentra muy cerca, o dentro, del “bulbo galáctico” de la Vía Láctea. Los expertos lo llamaron OGLE-2018-BLG-0677b y pertenece a un subconjunto de planetas rocosos que orbitan su estrella a una distancia similar que la de la Tierra del Sol, lo que significa que recibe la cantidad de calor necesaria para que albergue agua.

La Razón

Comentarios