Ante sequía piden evaluar viabilidad de sembradíos

El diputado Eraclio Rodríguez advierte que costos de productos básicos se elevarán; preocupa falta de apoyos para comercialización.

La sequía, que en 2019 afectó 60 por ciento de los cultivos en el país, provocará en junio próximo el aumento de precios de productos básicos, ante la falta de lluvias, lo que obliga a pensar si se arriesga a plantar o no, advirtió el diputado Eraclio Rodríguez.

Previo a la reunión que sostendrán el 19 de marzo con el titular de la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Social (Sader), Víctor Villalobos, el morenista sentenció: “si no recibimos una respuesta concreta tendremos que analizar la posibilidad de no sembrar; esto no podrá ir más allá de mayo”, periodo en el que se agrava la escasez de agua en el campo, como lo publicó La Razón en su edición del 16 de marzo.

El también presidente de la Comisión de Desarrollo y Conservación Rural, Agrícola y Autosuficiencia Alimentaria de San Lázaro afirmó que preocupa más que no exista un programa de comercialización para productores que la sequía.

Añadió que a este problema de falta de agua se suma las presas que tampoco se encuentran en niveles óptimos para el riego y los empresarios agrícolas deberán tomar decisiones pronto.

Rodríguez Gómez aseveró que ante esta situación, los más afectados serán los productores de siembra de temporal y de autoconsumo, pero también a los compradores, ya que habrá una baja en la producción de granos, como maíz, lo que significa que se tendrán que importar esos déficits, “por lo que los precios se van a disparar”, reiteró en torno a las previsiones por la baja de precipitaciones.

El legislador agregó que de acuerdo con la Comisión Nacional del Agua (Conagua), no se espera una activa temporada de huracanes, que pudieran traer agua al territorio nacional; y cuando empiecen a caer los torrenciales en el país, ya habrá concluido el ciclo agrícola, lo que hace innecesaria su presencia para este periodo.

El morenista precisó que la falta de agua, ligada al cambio climático, tiene un origen claro: “es que hay una devastación indiscriminada en el bosque nacional y eso está provocando que no llueva”.

Incluso, acusó a las autoridades de actuar como “coyotes”, a los que se enfrentan los campesinos por la falta de apoyo, pues realizan grandes compras para bajar los precios artificialmente, en perjuicio de los campesinos, por eso, dice, le urge una reunión con el titular de la Sader.

La Razón

Comentarios