Misión para llegar a la NASA es frustrada por error en temporizador de Boeing Co

Un error de un temporizador impidió el viernes que la nueva cápsula de Boeing Co alcanzara la órbita que necesitaba para llegar a la Estación Espacial Internacional, dijo la NASA, lo que interrumpió una importante prueba de misión no tripulada.

 

La nave espacial CST-100 Starliner de Boeing, una cápsula en forma de cono con siete asientos para astronautas, despegó desde Cabo Cañaveral a las 1136 GMT sobre un cohete Atlas V desde la plataforma de lanzamiento de naves espaciales United Launch Alliance (ULA) de la compañía Lockheed Martin .

 

Minutos después del despegue, Starliner se separó del propulsor de cohetes principal.

 

La prueba era un hecho histórico para la firma aeroespacial estadounidense, que compite con SpaceX para potenciar las capacidades de realizar vuelos tripulados de la NASA.

 

La prueba es uno de los hitos más desafiantes requeridos por el Programa Comercial de Tripulación de la NASA, para certificar la cápsula en caso de eventuales vuelos espaciales con humanos, un objetivo retrasado desde hace años por obstáculos en el desarrollo de los proyectos de Boeing y SpaceX.

 

El nuevo plan es que la cápsula vuelva a la Tierra y aterrice el domingo en White Sands, Nuevo México, dijo en rueda prensa el ejecutivo de Boeing Jim Chilton.

Comentarios