Kalimba festeja sus XV años acompañado de OV7

No hubo vals, pero sí mucho baile y música por parte del intérprete, además de tener a sus mejores amigos compartiendo su gusto por la música.

La noche del viernes El Plaza Condesa se convirtió en el escenario predilecto para que Kalimba celebrara sus primeros XV años como solista. No hubo vals, pero sí mucho baile y música por parte del intérprete, además de tener a sus mejores amigos compartiendo su gusto por la música.

Melissa Galindo fue la primera en subir al escenario y encender la energía del público, aunque después de una breve pausa, en punto de las 21:30 horas que El negrito consentido como le dicen sus amigos, salió al escenario con un estilo que provocó enseguida los gritos de las fanáticas, ya que su cabello lucia en amarillo y de otros colores más.

“Fiesta”, “Jamás” y “Mi otro yo” fueron los primeros temas en sonar y que enseguida pusieron a bailar a los más de dos mil asistentes que se dieron cita para el festejo. Kalimba en todo momento demostró su energía para bailar y cantar al mismo tiempo, acompañado de sus bailarines y músicos ofreció un espectáculo que mantuvo al filo de la adrenalina a todos los presentes, “gracias por ser parte de esta historia y celebrar conmigo estos primeros años como solista”; saludo a sus fans.

Los gritos se hicieron cada vez y más aún cuando apareció Erik Rubin para cantar “Are you gonna go my way”, y así comenzaba la fiesta que dio paso a “Triste canción”, “Este frío” y “Déjate amar”. Kurt fue el segundo invitado de la noche y estremecieron con “No me quiero enamorar” y “La mujer perfecta”, una noche llena de aplausos y piropos para Kalimba, quien se mantuvo complaciente con su público en todo momento.

Después de momentos de baile, se llegó la hora romántica al recordar el color de voz en la balada que Kalimba tiene, y deleitó con “Llorar duele más”, “Cicatrices”, “Se te olvidó” y “Dónde guardó el corazón”, un momento que se puso bastante romántico y puso la piel chinita. “Estrellas rotas” y “Eres” fueron interpretados por Nath Campos, tercer invitada de la noche, “son los primeros y vamos por muchos más, aunque ya llegó mucho tiempo en la música, este es un momento muy especial y que es una fiesta para mí”, dijo.

Pero sin duda, uno de los momentos más emotivos de la noche, fue cuando al momento de “Shabadabada”, Kalimba salió al escenario con sus músicos y recordando su pasó por OV7, mientras que a la mitad de la canción, fue sorprendido por sus compañeros de la agrupación, Mariana, Oscar, Ericka, Lidia, Ari y M’balia, los gritos estremecieron cada rincón del lugar; las emociones a flor de piel, ya que al término de la canción todos corrieron abrazar al negrito y a expresarle su amor y felicidad de poder celebrar con él.

Como toda buena fiesta, no podía terminar más que con buena música, luego de más de dos horas de show la fue a siguió. “Duele”, “Latín party” y “Tocando fondo” fueron los temas que dieron por concluida la velada.

La Crónica de hoy

Comentarios