“¿Disculpas?, ninguna”, responde Barbosa tras dichos sobre los Moreno Valle

“Se van a quedar sentados esperando”, dice el gobernador poblano; esta semana aseveró que “Dios castigó” a los exgobernadores por haberle robado la gubernatura en 2018.

El mandatario poblano Miguel Barbosa aseguró que quienes quieren una disculpa pública por su dicho, sobre el accidente en el que murieron Martha Érika Alonso y Rafael Moreno Valle, en el que aseguró que “Dios los castigó”, por haberle robado la gubernatura, se van a quedar sentados esperando y justificó sus expresiones aludiendo a la “cultura popular“.

“No bueno, esos que se queden sentados”, respondió a quienes esperan disculpas. “Mis expresiones fueron unas expresiones de cultura popular, ¿verdad que sí?, que todos hemos tenidos, ¿sí o no?”, dijo a reporteros en la capital poblana.

Detalló que su comentario pegó “en el corazón de la hipocresía del PAN y de la derecha y “algunos paniagudos de ellos”.

Además, afirmó que él no va a a cambiar su estilo de ser ni de pensar. “¿Disculpas?, ninguna. ¿Cómo creen?”. Y precisó que quienes tienen que disculparse son ellos, refiriéndose a los panistas, “que se disculpen con el pueblo porque fueron unos rateros. Ya encarrerado, acusó a los expresidentes Vicente Fox y Felipe Calderón de ser unos rateros.

“Dios los castigó”, dijo Barbosa sobre accidente
El pasado 9 de octubre, Barbosa reiteró que en 2018 ganó la elección, pero a quienes se la “robaron, los castigó Dios”.

El mandatario no se refirió por sus nombres a Martha Érika Alonso, la candidata a la que el Tribunal Electoral le dio la victoria de esa elección, y a su esposo Rafael Moreno Valle, quienes murieron en el desplome del helicóptero en el que viajaban el 24 de diciembre pasado.

Ser gobernador, dijo Barbosa en el primer informe de la alcaldesa de Huejotzingo, Angélica Alvarado, le costó mucho trabajo porque se tardó 19 meses en llegar al 2 de julio de 2019, al referirse a la elección que ganó, luego de la muerte de la gobernadora.

La Razón

Comentarios