Pide Ozaeta pensión de $5 mil por mes para huérfanos de feminicidos

Con el objetivo de evitar la revictimización e invisibilidad de hijas e hijos de mujeres víctimas de feminicidio, la diputada Deyanira Ozaeta Díaz presentó una iniciativa para fijar una pensión por orfandad que funcione como reparación del daño y ayude a la manutención de los hijos de mujeres víctimas de violencia.

“El feminicidio, ese acto de violencia extrema contra las mujeres por su condición de ser mujeres, tiene daños colaterales, víctimas indirectas, los familiares y dependientes, y entre quienes resultan ser las más vulnerables: las hijas e hijos”, precisó.

En este sentido, Ozaeta Díaz, añadió que los huérfanos de esas mujeres asesinadas, en algunas ocasiones pierden a los dos progenitores cuando el padre es el feminicida, quedando así a cargo del cuidado de los familiares cuando estos existen o en el desamparo total cuando no los hay.

En tribuna, la legisladora indicó que la iniciativa es un acto de justicia que busca reparar un daño que el Estado no pudo impedir por omisión de sus obligaciones vinculado a la violencia que sufren las mujeres.

“Será pertinente que la Comisión Ejecutiva de Atención a Víctimas del Estado de Chihuahua analice la posibilidad de fijar el monto aproximado del subsidio en 5 mil 301 pesos mensuales para la Zona de la Frontera Norte, y 3 mil 80 pesos mensuales para los municipios no fronterizos. Dicha indemnización tendrá vigencia hasta que los menores cumplan la mayoría de edad, y en caso de que se trate de personas con discapacidad, será vitalicia”, señaló.

Es difícil hablar del número de niñas, niños y adolescentes que tienen esta condición porque no existe registro o censo de las autoridades para conocer exactamente las cifras. La Comisión Ejecutiva de Atención a Víctimas (CEAV) logró registrar, en tres años de operación (de 2014 a febrero de 2017), 65 casos de orfandad por feminicidio. Sin embargo, existen decenas o cientos de casos que no son registrados y que permanecen como una cifra negra.

La iniciativa también propone la creación de un Subregistro Estatal de Infantes y Adolescentes, Hijos e Hijas de Mujeres Víctimas de Feminicidio con el fin de llevar un control riguroso, objetivo, ordenado y detallado de los menores de edad victimas indirectas y sujetos de reparación integral del daño en el estado de Chihuahua.

“Sin perder de vista el objetivo principal en lo que respecta a los feminicidios es y seguirá siendo evitarlos, que disminuyan y que los culpables sean castigados; también resulta procedente dejar de invisibilizar a las y los hijos de esas mujeres. No hacerlo, es desestimar a las víctimas y continuar con una cadena de impunidad. La orfandad de madre no puede convertirse en orfandad de las autoridades. Por eso resulta necesario hacer un esfuerzo que permita una real y efectiva reparación del daño,” concluyó Ozaeta Díaz.

Comentarios